Los días como este marcados en el calendario, pueden servirnos para empujarnos a reflexionar sobre cuestiones que son verdaderamente importantes y el papel de la mujer en la sociedad lo es y mucho. Lamentablemente vivimos en una sociedad machista que no está pensada para que las mujeres nos desarrollemos de forma plena. Un mundo diseñado por hombres donde nosotras debemos sentirnos incluidas bajo el patrón de un colectivo minoritario, cuando la realidad es que nuestro género forma parte de esa sociedad al 50%.

Es extraño cuando un día te das cuenta de lo sinvergüenza de esta situación cuya problemática mas acuciante es la violencia machista, con 14 asesinatos de mujeres a manos de sus maridos en apenas dos meses sin que suceda prácticamente nada. Hablar de violencia machista como un problema doméstico a estas alturas creo que poca gente se atreve a hacerlo, al igual que pocos se atreven a declararse abiertamente machistas. Nuestra sociedad, todas nosotras y ellos como los mas beneficiados de vivir en una sociedad machista, somos cómplices de esa vergüenza que sucede en el mundo entero.

librobarbi

No hace mucho terminé el libro Machismo 8 pasos para quitártelo de encima y aunque está dirigido a hombres, cuya colaboración es imprescindible para acabar con esta sociedad injusta en la que vivimos, es una lectura sencilla y muy ilustrativa también para nosotras, ya que te ayudará a reflexionar y a tirar de un hilo del que todas deberíamos estar tirando hace años. Es curioso ver por escrito porqué nuestra sociedad a día de hoy sigue siendo tan machista, porqué nos están matando, porqué sufrimos machismo a diario sin que algunas si quiera sean conscientes, porqué algunos y algunas piensan que las mujeres son malas, porqué hay mujeres machistas o aliadas del machismo, porqué las listas cremallera o la discriminación positiva son imprescindibles y porqué algunas se siguen creyendo el camelo de la meritocracia.

Hay muchos más porqués en este libro  que nos dará para que todas reflexionemos sobre algo que la autora llama “el factor rechinamiento” y que serían todas aquellas situaciones que como mujer has vivido y que te han dejado a disgusto o te han sentado mal y no sabías muy bien el porqué. Realmente he echado de menos un par de capítulos, uno sobre la atención al parto y la violencia obstétrica que sin lugar a dudas como en otras cuestiones médicas relacionadas con la salud de la mujer tiene su origen en el machismo de nuestra sociedad. Y otro la maternidad y la baja consideración que se tiene de lo que significa ser capaz a gestar y alumbrar una vida. Personalmente no me cabe ninguna duda de que si esto fuera cosa de hombres la atención al parto en España no estaría como está y la consideración social de lo que implica parir y traer al mundo a otro ser humano sería bien distinta.

libro

Yo siempre me he considerado una mujer feminista, desde los 16 años que el término apareció en una clase no recuerdo si de filosofía o de ética, siempre me he declarado abiertamente feminista. Sin embargo evaluando mi forma de vida me he dado cuenta que nadie escapa del machismo, aunque siendo consciente del tipo de sociedad en la que vivimos es más fácil sacudírselo de encima.

En las últimas semanas además de en mi forma de vida, he pensando mucho en los contenidos de este blog y si con mi trabajo podría estar perpetuando roles de género machistas o heteropatriarcales ¿habéis visto este video sobre niños y moda? Aporta un punto de vista muy interesante sobre como las marcas de lujo presentan a hombres y mujeres en sus campañas y quizás ilustre muchas de las concepciones del imaginario popular . Desde luego yo no soy un ejemplo de mujer sumisa, callada, que no se atreve a dar a la cara o a hablar de ciertos temas a pesar de las consecuencias. Mis looks hablan de aceptarte como eres, de disfrutar y jugar con la moda, de no desaparecer o uniformarte a partir de cierta edad. De no necesitar que ningún prenda o complemento te aporte valor, porque eres tú quien crea la magia del estilo y no al revés. Mi blog no habla solo de moda porque hubo un momento que decidí escribir lo que a mi me gustaría leer. Sin embargo dudo si al echar la vista atrás dentro de unos años podría sentir que estaba colaborando de algún modo con el machismo. Por ejemplo hubo un tiempo que entre los contenidos aparecían alfombras rojas, sucedió hasta que me di cuenta que eso cosificaba a las actrices, valoradas solo por su aspecto físico mientras ellos iban tan contentos con sus uniformes y se les valora por su trabajo.

portada-7

Dudar es sano, el pensamiento crítico es imprescindible, así que seguiré tirando de este hilo y te animo a que tú también lo hagas y que compartas tus puntos de vista, porque viendo lo visto el domingo en el objetivo ni políticos, ni políticas, van a resolver el problema por si mismos a no ser que el clamor popular sea insoportable. Mi próxima lectura será El diario violeta de Carlota, si me gusta seguramente compartiré por aquí mis impresiones. ¡Feliz día de la mujer a todas!  

banner3

Artículos Relacionados

2 comentarios

Responder

Me gusta tu blog porque a pesar de ser de estilo das tus ideas. Y al final el estilo sin ideas es simplemente copia. Inevitablemente el heteropatriarcado (denostado concepto, por desgracia) lo abarca todo. Dicho eso, mi humilde opinión es que la moda no es machista per se. El machismo está en las ideas, no en la ropa. Se puede ser feminista e ir monísima, y de hecho creo que debemos potenciar esa idea para luchar contra la concepción de que las chicas guapas son tontas y todo eso. Me parece genial que dejaras de compartir los vestidos de las alfombras rojas, pero porque eso ya lo hacen mil millones de otras páginas y no hacía especial tu blog. Que las actrices vistan de forma espectacular no es cosificarlas, a no ser que esa sea tu intención al juzgarlas. Que nos guste la moda no es pecado. Si queremos llevar falda maxi o mini (a veces la elección de una u otra depende de cómo te levantas ese día!!) no nos hace mujeres ni mejores ni peores, ni listas ni tontas. Y si alguien piensa así, sinceramente, no merece ser escuchado. El feminismo es una carrera muy de fondo (de educación, de valores) y no de forma.
Gracias por compartir tus ideas con nosotras!

Responder

Hola Patricia
Que preciosa reflexión hacia tu propio trabajo.como te honra confesar esas dudas que a veces nos acosan a todas.
Que difícil educar en el feminismo.sacar adelante un trabajo o ser uno mismo sin caer en tópicos.
Es cierto que para ponerse algunos conjuntos tuyos hay que tener un estilazo…jajaja…ayer mismo me paso con tu jersey amarillo.dije,buf si me lo pongo yo…y ahí a lo mejor estoy pecando.
Un beso grande,sigue siendo tú

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Required fields are marked *