“No hay ninguna combinación perfecta de alimentos en el desayuno, como tampoco la hay en la cena, la comida, la merienda o el aperitivo ¿por qué desayunar judías verdes con patata y cenar un vaso de leche y un plátano va a ser desequilibrado?”*

De vez en cuando suelo sacar mis desayunos en instagram, y es curioso observar como lo que para unas personas es de lo mas normal a otras les parece súper extraño. Llevo una temporada que prefiero los desayunos de los denominados salados. Suelo aprovecharlos para reutilizar sobras de la cena (un trozo de carne o de pescado, algún revuelto etc.) La verdad es que siempre he sido de comer por apetitos “lo que te pide el cuerpo” y hace tiempo que lo de desayunar siempre lo mismo y en clave dulce no va conmigo, lo único que mantengo es el café.

El de hoy es uno de esos sandwich que están buenísimos y te animo que pruebes, es una versión de una tosta que compartí hace unos meses.

Ingredientes.  Dos rebanadas de pan de cereales, mozarella, tomate y aguacate, salsa alioli

Preparación. Tostamos las rebanadas de pan, le añadimos salsa alioli o pasamos un ajo por encima del pan caliente, colocamos rodajas de tomate, mozarella y aguacate y ¡listo!

Tostastomatemozarellaaguacate

Seguir una dieta equilibrada implica comer de forma equilibrada a lo largo del todo el día. A veces nos faltan ideas para hacerlo no solo de una forma sana sino también apetecible, os recomiendo este artículo ¿hay un desayuno ideal? para cuestionar nuestras creencias en torno al desayuno y este otro: Desayunos y meriendas que cambian al día para conseguir ideas de diferentes desayunos y meriendas súper apetecibles y saludables ¡Qué aproveche!

{*Juan Revenga}

Artículos Relacionados

8 comentarios

Responder

Muchas gracias por la mención Patricia! Magnífico tu bocadillo y enhorabuena por tu blog!!!! Un abrazo.

Responder

No hay de qué me ha encantado vuestro enfoque y yo soy de las amantes del espíritu 2.0 con el que nació todo esto: las cosas buenas hay que difundirlas 😉

Responder

Buenooo…me encanta… Eres de “las mías”, el cuerpo me pide salao a primerísima hora. Pan tostao con queso de untar y jamón serrano es mi habitual. Y no es que me canse, pero lo que hoy propones me está haciendo “ojitos”. Pienso probarlo!!! Gracias por las ideas!!!

Responder

Bueno…la verdad que tengo que confesar que después del bocata, dejo espacio para algo de chocolate… jejeje

Responder

jajaja lo mío va por temporadas pero según me voy haciendo mayor el cuerpo me pide verde, no me haría vegetariana porque me gusta la carne y el pescado y disfruto comiendo de todo pero reconozco que con el paso de los años el cajón de las verduras de mi nevera ha aumentado un par de baldas mas 🙂

Responder

Pues te diré que por estas tierras lo más normal del mundo es desayunar salado. Una pregunta que me han hecho es si los españoles desayunamos aburrido como los italianos, es decir, café con galletas… Aquí alrededor de las 9 se hace parón para lo que literalmente se llama la Hora del pan y que como su nombre indica consiste en comer pan con algo, queso, embutidos o sus adoradas salchichas (yo a esto no me apunto salvo contadas excepciones). Al final todo es cultural y aquí estoy yo comiendo a las 12…jajaja! 😉

Responder

Tienen toda la razón por aquí somos aburridos en ese aspecto jajaja Yo recuerdo que cuando vivía en Londres no desayunaba a las 6.30 empezaba a trabajar y a las 8 me tomaba un café con un sandwich, mis favoritos egg and bacon, chicken and aubergine, letucce, tomato and mozarella siempre en browm bread jajaja (en aquella época no me gustaba el aguacate). Y comer a las 12 como tarde, luego a eso de las 16, 16.30, 17 la merienda y ya en casa la cena.

Responder

Yo sigo siendo un poco caótica con los horarios de comidas…por la mañana como el descanso es a las 9:15(y yo entro a las 8,8:15=la última de la oficina) me cojo un café para llevar mientras conduzco, a las 9 pan con queso o yogur con nueces, bizcocho si he hecho…comida a las 12 y claro, cuando llego a casa a las 4 y media o 5 me muero de hambre! Algunas veces opto por cenar directamente y otras me como algo para aguantar hasta las 8 o así…y luego los fines de semana descoloque total porque me paso al horario de desayuno, comida, cena español…jajajaja! Vamos un caos! Por cierto yo sigo en la fase en la q no me gusta el aguacate…le di una oportunidad la semana pasada y no se q me pasa pero no puedo…así que de tu sándwich lo sustituyo por rúcula y me vale!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Required fields are marked *